23 de octubre de 2009

Desesperacion.

Mis hombros duelen sin la parte de atras de tus rodillas recargadas en ellos.
Mi espalda se revuelca sin tus uñas arañandola.
Mis pasos pesan... porque amaban que intentaras empatarlos para caminar al mismo ritmo, que los siguieras como si los respetaras, molestarte cambiando el paso, dejarte subir en ellos para bailar en el cafe.

A veces creo que no deberia escribir mas... me detengo y pienso. Uso cada cicatriz como un trofeo, aunque nadie pueda o a nadie le importe verlas.

¿Que hago ahora? ¿Que sigue?

Cerrar la ventana y olvidar, dolerme conmigo, revolcarme, pesar.

Prometo respeto, no volver a decir tu nombre, llamarte, escribirte, hacerte llegar nada mas.

"Las ansias me estan matando"
Publicar un comentario