6 de agosto de 2011

Sentencia

A este punto ya no se que decir de lo que nosotros somos... o fuimos, tal vez.

Despues de todo lo que paso no sabia como explicarle a mi familia y amigos que seguia sintiendo algo por ti y que pensaba que lo mas inteligente que podia decidir era buscarte, reconquistarte y volver a ser felices... con todo de mi parte.

Te crei cuando te vi a los ojos, cuando me miraste con esa mirada tuya tan tierna, con esa gastada necesidad que tenias por mi.
Te crei cuando me dijiste que querias verme, estar conmigo y platicar. Solo platicar. Con esas ganas que tenias por mi.
Te crei ese ultimo beso que me diste. ¡Que va! nunca me habia referido a uno de nuestros besos como "el ultimo".
Que te lo crei todo como un imbecil, ¡carajo!

Hay miles como tu, creeme... sobran en este mundo. No eres nada nuevo. Con esos años tan tuyos encima, con esos kilos de mas, con ese peinado descuidado y esa cara aburrida y sin luz. Estoy rodeado de mujeres de tu tipo muriendose por mi y yo con esa vieja necesidad que tenia por ti...

Pero, a este punto, dejame aclararte que jamas vas a encontrarte a alguien que te ame como yo lo hice. ¿Tipos como yo? hay pocos, creeme... faltan en este mundo.

Y amores como el que te tenia, capaces de sobrevivir tanto tiempo y daño, confia en mi, no vas a volver a toparte con uno en tu vida. Te lo sentencio.
Publicar un comentario